Kingston

Disco duro solido Kingston PCIe 4.0 NV2- NVMe 500GB M.2

No hay reseñas No hay reseñas
 
$208.900 COP $235.900 COPahorra $27.000 COP
 

Disco Solido SSD Kingston Interno PCIe 4.0 NV2- NVMe 500GB M.2 Original

**Producto 100% original Iva incluido Factura electrónica**

El disco sólido SSD Kingston Interno PCIe 4.0 NV2- NVMe de 500GB en formato M.2 es una excelente opción para aquellos que buscan maximizar el rendimiento de su sistema con velocidades de transferencia ultra rápidas y una fiabilidad sólida. Adecuado para una amplia gama de aplicaciones desde gaming de alto rendimiento hasta tareas profesionales exigentes, este SSD ofrece una combinación ideal de capacidad, velocidad y eficiencia energética para satisfacer las necesidades más exigentes de los usuarios modernos.

Características:

  1. Interfaz PCIe 4.0 NVMe:
    • Utiliza la interfaz NVMe (Non-Volatile Memory Express) sobre PCIe 4.0, que ofrece velocidades de transferencia de datos significativamente más rápidas en comparación con los SSDs SATA convencionales.
    • Aprovecha el ancho de banda mejorado de PCIe 4.0 para maximizar el rendimiento del disco.
  2. Factor de Forma M.2:
    • Diseño compacto que se conecta directamente a la placa base sin necesidad de cables adicionales, ideal para sistemas que requieren espacio reducido y eficiencia térmica.
  3. Capacidad:
    • Ofrece 500GB de almacenamiento, adecuado para el sistema operativo, aplicaciones exigentes, juegos y datos críticos.
  4. Velocidades de Lectura/Escritura:
    • Velocidad de Lectura Secuencial: Hasta 3,400 MB/s (dependiendo del modelo específico).
    • Velocidad de Escritura Secuencial: Hasta 2,500 MB/s (dependiendo del modelo específico).
    • Estas velocidades rápidas permiten tiempos de carga más rápidos para aplicaciones y juegos, así como transferencias de archivos más eficientes.
  5. Tecnología NAND Flash:
    • Utiliza memoria NAND Flash de alta calidad, que ofrece durabilidad y confiabilidad en el almacenamiento de datos.
  6. Compatibilidad:
    • Compatible con una amplia gama de sistemas operativos y placas base que admiten el formato M.2 NVMe y PCIe 4.0.

Beneficios:

  1. Rendimiento Superior:
    • Mejora drásticamente la velocidad y la capacidad de respuesta del sistema en comparación con los discos duros tradicionales y SSDs SATA.
    • Ideal para cargas de trabajo intensivas como edición de video, diseño gráfico avanzado, y juegos de última generación.
  2. Eficiencia Energética:
    • Consumo de energía más bajo en comparación con las generaciones anteriores de SSDs, lo que ayuda a reducir el calor generado y prolonga la vida útil del sistema.
  3. Fiabilidad:
    • Alta durabilidad y resistencia a golpes y vibraciones debido a la ausencia de partes móviles.
  4. Instalación Sencilla:
    • Instalación plug-and-play en sistemas compatibles con M.2 NVMe, lo que facilita la actualización o instalación de sistemas nuevos.